Cienfuegos toma medidas para enfrentar el envejecimiento poblacional

Cienfuegos toma medidas para enfrentar el envejecimiento poblacional

La provincia de Cienfuegos, con un índice de 19,2 por ciento de envejecimiento, toma medidas para mejorar la calidad de vida de los adultos mayores.

Israel Cardoso ha sido testigo del paso del tiempo. “Nosotros éramos diez hermanos y quedamos tres. Los otros dos son mayores que yo, uno está lisiado y la otra demenciada”.  Aunque hace algunas décadas la vida del enseñó que la muerte existe, a sus 75 años, Israel prefiere jugar con el destino y disfrutar el presente.

Hoy más de 2 millones de cubanos como Israel, sobrepasan los 60 años y en Cienfuegos el 19.2 por ciento de la población ya está en la tercera edad. El fenómeno del envejecimiento poblacional influye en todas las esferas de la sociedad y constituye un reto importante para el que cada territorio debe prepararse.

Según la Doctora Mileysi Águila, jefa de la Sección del adulto mayor de la Dirección provincial de salud, los municipios más envejecidos en la provincia son Cruces, Lajas y Aguada. “En Cienfuegos se han creado un grupo de instituciones, en este momento funcionan 31 casas de abuelos y 5 hogares de ancianos para la atención integral a este grupo poblacional”.

Para Miguel Ángel Civaldi de 72 años, realizar ejercicios físicos es una forma más de adaptarse a la sociedad y mejorar la calidad de vida. “Las compañeras del Instituto Nacional de Deportes, Educación Física y Recreación (INDER) nos apoyan en eso, vienen, nos dan los ejercicios y nos sentimos mejor. Esa es una forma de demostrar que a nuestra edad se puede tener una vida más sana”.

A Teresa María González, la gimnasia matutina la ayuda a sentirse mejor física y mentalmente a sus 80 años. “Ejercito mis músculos, desde que hago esto me siento mucho mejor de todos mis dolores”.

Por su parte, Dámaso González, de 69 años, ha encontrado en el Hogar de Ancianos provincial de Cienfuegos, el lugar para desarrollar sus inquietudes artísticas. “Yo colaboro mucho con la institución, he montado exposiciones fotográficas, de hecho, hace poco fui nombrado activista cultural”.

Pero los adultos mayores no son solo responsabilidad del Estado. Las familias juegan un papel esencial en el bienestar psicológico e incluso físico de estas personas.

Julio Herrera, de 65 años, tiene dos hermanos, pero ninguno lo visita en el Hogar de ancianos. “Viven cerca de aquí, pero no vienen casi nunca, he estado enfermo y no han venido”.

María Elena Chaviano lleva 6 años como interna en el Hogar “Hermanas Giral”, en ese tiempo ha recibido en pocas ocasiones la visita de sus hijos. “A veces vienen y me dan 5 pesitos, pero casi nunca. Muchos días me cae la nostalgia, ya son 74 los años que tengo y sin ellos me siento muy triste, los extraño”.

Carmen Julia Sarría es trabajadora social del Hogar de ancianos provincial y asegura que, a pesar de las atenciones que reciben en esa institución, siempre es necesaria la presencia de la familia. “Hacemos todos los años reuniones familiares a las cuales, de más de 150 ancianos que hay internos, asisten las familias de 10, 12 aproximadamente, las demás no vienen”.

Vivimos en una sociedad que envejece. Tomar conciencia de lo que implican las canas y el paso de los años hará más placentera la existencia de ancianos como Israel.

Si te gustó, esperamos tus comentarios en Facebook y tus RT en Twitter

El autor

Regla de la Caridad Abreu Gainza

Licenciada en Periodismo. UCLV 2016. Periodista del Telecentro Perlavisión.

Notas relacionadas

Deja un comentario

Your email address will not be published. Required fields are marked *