Contribuye Centro Nacional de Certificación Industrial a proyectos del ALBA

Contribuye Centro Nacional de Certificación Industrial a proyectos del ALBALas destrezas adquiridas por profesionales que en la década de los 80 participaron en la construcción de lo que sería la Central Electronuclear  (CEN) de Cienfuegos, sirven a otros proyectos de dimensión latinoamericana y caribeña.

En el Centro Nacional de Certificación Industrial (CNCI, unos doscientos obreros de Venezuela, y Nicaragua, se han graduado como operadores de grupos electrógenos.

“Ha sido un reto”, afirma el Ingeniero  Uday Ramírez Mora, Jefe del Programa de Operadores de Proceso. “Indudablemente probar nuestras competencias formadoras internacionalmente, lo fue. El CNCI siempre quiso extender sus capacidades al área del Caribe, y lo ha estado haciendo con eficacia. El pasado año un grupo de profesores impartimos clases en Nicaragua y ahora hay tres más preparando a otros operadores de grupos electrógenos en la nación centroamericana.”

Creada en 2000 con fuerza técnica de la antigua CEN y la colaboración del Instituto Tecnológico del norte de Alberta, NAIT, en Canadá,  la institución es la única del Ministerio de la Industria Básica en el país.

Su principio fundacional: recalificar obreros para la industria cubana, de acuerdo con los estándares internacionales, se ha extendido de especialidades iniciales como mecánica, instrumentación, electricidad y soldadura, a materias afines con la generación distribuida, uno de los  principio base de la “revolución energética” en Cuba.

Casi cinco mil operadores para grupos electrógenos de diesel y más recientemente de fuel- oil, han sido entrenados en este centro.

Otros propósitos inscritos dentro de la Alternativa Bolivariana para las Américas (ALBA) en Cienfuegos demandarán de sus especialistas por ejemplo en habilidades gerenciales o química básica, asegura el Ingeniero Jesús Suárez Pérez, Director Docente del CNCI.

 “Los primeros contactos con  expertos a cargo de los proyectos para crear un polo petroquímico en Cienfuegos, específicamente de una de sus obras, la planta de amoniaco- urea, encaminaron nuestras acciones hacia la preparación pedagógica de su fuerza técnica, a partir de nuestra vasta experiencia en la enseñanza para adultos”, agrega el directivo.

Para junio venidero, anunció Suárez Pérez, deberán comenzar estos cursos preparatorios, y otros de actualización  de las bases técnico- jurídicas  para el desarrollo de nuevas inversiones,  así como de los principios de la dirección integrada de proyectos.

En sus casi nueve años de existencia, el CNCI ha  certificado la calidad de los conocimientos de más de 14 mil obreros.

El autor

Redacción Digital

Editor web de las Redacción Digital del Canal de televisión Perlavisión, de la ciudad cubana de Cienfuegos.

Notas relacionadas

Deja un comentario

Your email address will not be published. Required fields are marked *