Finca de semilla satisface demanda de agricultores de Cienfuegos

Finca de semilla satisface demanda de agricultores de Cienfuegos

La finca provincial de Semilla satisface la demanda de los ocho municipios del territorio de Cienfuegos, con una veintena de renglones de cultivos varios, hortalizas y frutales.

Carlos Alberto Díaz Moreno, director de esa unidad ubicada en el municipio de Abreu, declaró a la Agencia Cubana de Noticias que cuentan con 116 hectáreas (ha), divididas por áreas y atendidas por 57 agricultores.

Explicó que los rendimientos se miden allí por la cantidad de simientes que aporta cada variedad, y puso de ejemplo al boniato, del cual una ha permite plantar otras 10, mientras de una de yuca pueden sembrar cinco ha.

En recorrido por ese emporio productivo se pudo contactar las atenciones dadas a las plántulas de plátano y sábila, ambas protegidas bajo la técnica de cultivo tapado.

O los sembrados de fruta bomba, ají, col, lechuga, plátano, entre otros, que permanecen libres de malas hierbas y crecen vigorosos con la aplicación de fertilizantes biológicos de factura nacional en sustitución de los importados.

Directo al campo se puede ver con más intensidad la gama de colores de los sembrados que antes había mostrado en mapas el jefe de la finca.

José Antonio Chaviano Hurtado, ingeniero agrónomo de la Empresa Provincial de Semilla, indicó que en la finca reproducen núcleos agámicos, con categoría genética básica, y asumen otras siembras de simientes botánicas como maíz, frijol, garbanzos y hortalizas, pepino, calabazas, tomate y pimiento.

Chaviano Hurtado agregó que estos son suelos ferralíticos, pero tienen poca materia orgánica, por cuanto no se emplea mucho el intercalamiento de cultivos porque pueden dañar las semillas con los patógenos.

A Pedro Novoa Bermúdez, técnico de sanidad vegetal en la finca, lo encontramos en plena faena, que él resume como velar por cualquier manifestación de las plagas y enfermedades de los cultivos, además de estar atento a cada momento cuando corresponda el riego, y las labores con los equipos.

«Esta siembra de ají va muy bien, aunque en esta época ataca mucho el trips de las flores, que no es enemigo único del frijol sino de todas las plantas que florecen para la reproducción, por lo cual usamos medios biológicos, como el Nicosabe y otros biopreparados».

Por: Onelia Chaveco Chaveco| ACN

!Esperamos tus comentarios en Facebook y tus RT en Twitter. Estamos en Telegram también!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *