Fue una presentación sin precedentes la del Royal Ballet en Cuba, afirma bailarín cubano

Fue una presentación sin precedentes la del Royal Ballet en Cuba, afirma bailarín cubanoEl bailarín cubano Carlos Acosta calificó de un evento sin precedentes la presentación el pasado año en La Habana del Royal Ballet, de Londres, y duda que vuelva a repetirse un hecho de esa magnitud.

En declaraciones a Prensa Latina el artista de 37 años subrayó que lo del Royal Ballet (RB) resultó algo único y ante el cambio de dirección en la compañía, previsto para el próximo año, él no sabe si pueda ocurrir algo semejante.

Quiero que sepas que el RB se gastó más de dos millones de dólares para hacerle este regalo a Cuba, no creo que eso vaya a volver a suceder y más en estas condiciones de crisis global, acotó el multipremiado bailarín al referirse a la presentación de 96 bailarines de 19 países en julio de 2009.

El RB tiene un perfil demasiado alto, hay que pagar muchísimo dinero para contratarlo, consideró sobre la agrupación londinense de la que forma parte desde 1998.

Interrogado acerca de sí la propia experiencia había tenido lugar en otro país su respuesta resultó rotunda: “Jamás, jamás, jamás”.

Agregó que en aquella oportunidad antes de actuar en la capital cubana lo hicieron en la estadounidense.

Y en el tono desenfado característico de su trato con los medios añadió: “Ellos agarraron el dinero en Washington y lo saltaron acá. Fue un momento de solidaridad, algo que los cubanos debíamos apreciar siempre y no olvidar”.

Acosta indicó que nunca soñó con un hecho similar y lo ve como un granito de arena en el compromiso artístico asumido con su país.

“Una de las cosas que más me satisface es poder contribuir a las artes de mi país, continuar esa obra que comenzaron Fernando y Alicia Alonso (fundadores del Ballet Nacional de Cuba). Creo que es un deber de la juventud de hoy proyectar las artes de Cuba hacia el futuro”, subrayó.

El ganador en dos ocasiones del Olivier Award (premio de la Sociedad de Teatro de Londres equivalente al Tony estadounidense) se consideró muy entusiasmado con su actual gira como solista por cinco capitales cubanas, que cumple hoy su tercera etapa en esta ciudad portuaria, 250 kilómetros al sureste de La Habana.

“Estoy muy contento, este periplo ha sido una inyección de energía y revitalización, en el cual he recibido mucho amor, mucho calor, y eso me reafirma más que estoy en el camino correcto, que debo regresar y continuar la labor de Fernando y Alicia”, insistió.

Acerca de las cuatro locaciones seleccionadas, además de La Habana, consideró a Santiago de Cuba por su importancia histórica, “casi la madre de la República y primera capital de la Isla, amén su movimiento danzario” y a favor de Camagüey (sede de una compañía de ballet) obró la tradición.

Sobre Cienfuegos dijo que el escenario, el teatro Tomás Terry, constituye una joya de las artes escénicas cubanas ya irá porque allí estudió y está ligado sentimentalmente a esa ciudad del extremo occidental de Cuba.

El Tomás Terry, inaugurado en 1890, debe su nombre al comerciante de origen venezolano asentado originalmente en esta villa, quien al morir en París cuatro años antes dejó en su legado las finanzas para obsequiar a Cienfuegos con un coliseo devenido en templo local de las artes.

El autor

Redacción Digital

Editor web de las Redacción Digital del Canal de televisión Perlavisión, de la ciudad cubana de Cienfuegos.

Notas relacionadas

Deja un comentario

Your email address will not be published. Required fields are marked *