Gente de Isabela: La esperanza

Gente de Isabela: La esperanza

Hace 30 años Osvaldo Triana vive frente al mar. Aunque no nació en Isabela de Sagua, municipio villaclareño, este ha sido su hogar, la gente del pueblo su familia, quizás por eso cuando regresó aquí el 11 de septiembre, 48 horas después de que Irma se ensañara con esta porción de tierra, fue tan doloroso el reencuentro.

“Por poco me da un infarto y la mujer mía está desbaratada de los nervios con eso, Esto estaba destruido completo, está destruido completo”.

Julia Morales Rodríguez tiene 67 años y afirma que el paso de Irma no tiene precedentes en Isabela:

“El ciclón Kate hizo estragos, pero no como esto. Esto es increíble porque es masivo. Pero ya lo dijo Fidel Castro cuando vino aquí después del ciclón Kate, hay que sacar a este pueblo de aquí, porque nadie puede predecir hasta dónde el mar puede subir”.

Para Osvaldo todo tiene una dosis del saber popular:

“Hay un dicho que afirma que lo que es del mar, el mar lo recupera y esto se está demostrando que es así. No ha sido una, ya son varias las ocasiones que el mar ha dicho: aquí estoy yo. Después lo que queda es esto, las cosas en el piso, al menos las que el mar no se tragó”.

Yilian Santos, isabelina de nacimiento, afirma que la situación no es tan sencilla como irse o permanecer:

“Muchos se quieren ir y están dispuestos a que si la casa se la hacen en Sagua, salir de aquí porque no esperaban esto, pero hay otros que no se quieren ir. Entonces no se corresponde lo que se debe hacer y lo que la gente desea”.

“Hace un rato fui a la carbonera a buscar unos pedazos de zinc para arreglar lo mío, y vi a una mujer que conozco hace tiempo que nada más le quedó el piso de la casa. Tuve que decirle, rubia, caramba…ella solo me miró y se echó a llorar.” Afirma Julián Espinosa García, otro isabelino que sufre los estragos de Irma.

Para Yilian, es un proceso irreversible:

“La Isabela que tuvimos hasta el día que pasó Irma, no va a ser la misma a partir de ahora”.

Al igual piensa Lázaro Valdés Morales:

“Yo no vivo con una esperanza fija, con una meta fija, lo mío es seguir viviendo. No me aferro a que me van a dar esto o me van a dar aquello. Tú sigue adelante, te den lo que te den. Lo que te den bienvenido sea, lo que no lúchalo y guapéalo tú”.

Julia Morales Rodríguez: “De esta se sale. Ahora lo que hay que buscar es la recuperación. Teniendo vida uno hecha pa´alante”.

Para Osvaldo el dolor es irremediable:

“El Isabelino ama esta porción de tierra. Yo no soy natural de Isabela y yo estoy triste porque no había visto esto nunca. Eso da tristeza…vamos a ver…estamos esperando”.

Gente de Isabela que, como Osvaldo, esperan de cara al mar que algo cambie, que llegue alguna esperanza o que un viento se lleve las cenizas que Irma dejó.

Si te gustó, esperamos tus comentarios en Facebook y tus RT en Twitter

El autor

Regla de la Caridad Abreu Gainza

Licenciada en Periodismo. UCLV 2016. Periodista del Telecentro Perlavisión.

Notas relacionadas

Deja un comentario

Your email address will not be published. Required fields are marked *