Lecciones del más hondo humanismo

Lecciones del más hondo humanismoEl Comandante en Jefe de los más de once millones de cubanos, de los que estuvieron ayer, y de quienes lo seguimos hoy al pie de sus letras, Fidel Castro, mostró  siempre una extraordinaria confianza en el género humano.

En su capacidad para obrar el bien, a pesar de las debilidades que lo impulsan al mal. Ahí están sino las miles de muertes en años y años de guerras y genocidios; ahí están Auschwitz, Hiroshima, Nagasaki¸ y, más recientemente, Irak, Afganistán.

Sin embargo, aunque esas heridas, algunas abiertas aún por donde fluye incesante la sangre del Mundo, dolerán por siempre en carne y memoria, la historia universal recoge también puentes que llevan más del odio y el irrespeto a la vida.

En 1960, el líder de la Revolución cubana creó uno de esos para encausar la mayor de las fuerzas conocidas, la de los pueblos. Y si bien la más numerosa organización de masas de Cuba, los Comités de Defensa de la Revolución (CDR), tuvo como primer principio la vigilancia ante hechos contra la sociedad en construcción, otras puertas fueron abiertas.

La donación voluntaria de sangre no sólo es la más generosa; sino también la más segura; es una verdad científica que corroboran especialistas de las ciencias médicas en la Isla, y de muchas naciones.

Las primeras de estas jornadas acontecieron en los primeros años de la Revolución. Luego, esta muestra del humanismo más profundo echó raíz como uno de los valores sublimes que promueve la sociedad cubana.

Cuando están por cumplirse los 49 años de la creación de los CDR, las donaciones de sangre constituyen una de las actividades más frecuentes.

En Cienfuegos, por ejemplo, sede este año del acto nacional por el onomástico, con una jornada en que se efectuaron más de cien donaciones de sangre saludaron los cederistas de esa provincia Aniversario.

Aquí, como en todas partes, siempre hay vidas en juego. Diariamente el Hospital Provincial de Cienfuegos demanda alrededor de 700 transfusiones de sangre.

Pero al mismo tiempo, otros ofrecen una porción de la suya en gesto solidario. Durante toda la jornada apenas alcanzaban las salas de espera en el Banco Provincial de Sangre.

Hasta las unidades móviles tuvieron que desplegarse por centros laborales y escolares.

Claro que no fue un hecho aislado.  Más de 14 mil donaciones se cuentan en el año cederista (de septiembre a septiembre), lo que incluye además la obtención de plasma para el fabricar hemoderivados/entrevista.

Y es que en el contexto cubano de una revolución política social, permite priorizar el nivel de salud de la población y es a través del Programa Cubano de Sangre que se garantiza la más alta seguridad y calidad de la sangre y sus derivados, aún en este mundo contemporáneo unipolar y neoliberal donde países como Estados Unidos defiende el donante retribuido, Cuba se erige como paradigma de la donación altruista.

El autor

Redacción Digital

Editor web de las Redacción Digital del Canal de televisión Perlavisión, de la ciudad cubana de Cienfuegos.

Notas relacionadas

Deja un comentario

Your email address will not be published. Required fields are marked *