Maravillas de la flora cubana en Topes de Collantes y El Nicho

Maravillas de la flora cubana en Topes de Collantes y El Nicho

En medio de la Isla de Cuba, y en uno de sus puntos más elevados se alza un edén, visitado anualmente por miles de amantes de la naturaleza.

El Gran Parque Natural Topes de Collantes es uno de los sitios más encantadores de la geografía cubana; un lugar de inspiración de pintores, músicos, escritores y muchos fotógrafos. Se caracteriza por sus bellezas naturales; donde el protagonismo lo tiene la exuberante flora.

Se yergue a unos 800 metros sobre el nivel del mar, a solo 22 kilómetros de Trinidad y a unos 30 kilómetros de El Nicho. Posee un clima excepcional, con una temperatura media que oscila entre 16 y 25 grados Celsius.

Durante el viaje por la carretera llena de curvas en busca de aquel edén, el visitante podrá observar las empinadas cuestas. Dignos de devoción de esa sierra son sus valles abiertos, con drenajes subterráneos; su ríos estrechos de hermoso y raudo caudal; sus bellas cascadas y sus saltos de aguas transparentes y fascinantes. Pero los más hermosos saltos de agua están en El Nicho, esas decenas de pequeñas cascadas de agua cristalina y fría.

Topes de Collantes, en la provincia de , se distingue también por la riqueza de la flora y la fauna, con un alto nivel de endemismo, y la presencia de abundantes especies.

A los atractivos de esa zona montañosa, del sur de la Perla del Caribe, se suman los pinares, las plantaciones de eucaliptos y más de 100 plantas ornamentales que permiten al visitante vislumbrarse con las flores, variedad de helechos, orquídeas silvestres y las mariposas que se entremezclan para convertir todo ese paisaje en un área especial.

Flora cubana en Topes de Collantes y El Nicho

Ver más fotos de la flora de Topes de Collantes en la galería en Flickr

La naturaleza otorgó a la región diversas arboledas que se repiten a lo largo y ancho de los fértiles valles intramontanos. Crecen allí el algarrobo, el cedro, la caoba y la magnolia, para mencionar los más distinguidos en esa zona del complicado relieve del Escambray.

A la prodigalidad del Gran Parque Natural Topes de Collantes se le incluye todo su variado mosaico vegetal, a tal magnitud que se le ha denominado como “Borde ecológico”, donde vuelan, con sus asombrosos colores, la cotorra, el negrito, el gavilán, el carpintero y el tocororo, este último el ave nacional de Cuba.

Además podrá explorar los paisajes únicos e inolvidables de la región; y recorrer el Parque El Nicho, al que se arriba vadeando la Sierra del Escambray a 30 kilómetros de Topes de Collantes y a solo 2 Km del lago Hanabanilla. Son particularmente atrayentes sus maravillosos saltos y cascadas; y disfrutar de la flora endémica, el senderismo, los baños en piscinas naturales y las cuevas.

El Gran Parque Natural Topes de Collantes es un lugar de la geografía cubana que semeja las islas encantadas regidas por las ninfas de la fábula.

La flora de Topes de Collantes

Más de 15 especies de pinos, 12 de eucaliptos y más de 100 plantas ornamentales garantizan que todo el año haya flores en Topes de Collantes.

Variedad de helechos, plantas medicinales, orquídeas silvestres y mariposas complementan el bello entorno. Árboles de algarrobo, cedro, caoba, magnolia y teca, entre otros, distinguen el lugar, fundamentalmente caracterizado por el predominio de invertebrados, sin que se dé la presencia de alguna especie que pueda ser peligrosa para el hombre.

Si te gustó, esperamos tus comentarios en Facebook y tus RT en Twitter

El autor

Sabdiel Batista Díaz

Licenciado en Periodismo, UCLV, 2007. Máster en Estudios Históricos y de Antropología Sociocultural Cubana, UCF, 2014. Blogguer, Community Manager, Diseñador web, Investigador en el Telecentro Perlavisión, en Cienfuegos.

Notas relacionadas

2 Comments

  1. Elena 2 julio, 2017 at 4:56 pm

    las fotos estan bellas, ojala que pudiera ir de visita allí.

  2. juana maría 2 julio, 2017 at 4:54 pm

    me parecen geniales las fotos, además de la información que das sobre esa zona de Cuba, a cualquier que quiera visitarlo ahora se le queda “la boca echando agua” con esas imágenes

Deja un comentario

Your email address will not be published. Required fields are marked *