Nuevas viviendas en el Plan Turquino cienfueguero

Nuevas viviendas en el Plan Turquino cUnas ochenta familias damnificadas por organismos ciclónicos en el  Macizo Montañoso Guamuhaya se beneficiaron  al recibir nuevas viviendas. De profundo impacto social, las obras incluyeron otras edificaciones destinadas a elevar el nivel de vida en el Escambray cienfueguero, inauguradas en saludo al 26 de julio, día de la rebeldía nacional.

Las últimas y más nocivas huellas de los organismos ciclónicos se pierden en el escambray cienfueguero. Habitantes del macizo Guamuhaya y empresas constructoras de la provincia se encargan de borrarlos, mientras dan los toques finales a las casas.

Una de las habitantes de La Yaba, asentamiento del Circuito sur a más de 50 kilómetros de la ciudad de Cienfuegos, rememora un pasado al que no habrá retorno.

“Mi casa fue totalmente destruida por los últimos huracanes, nos dieron un facilidad temporal para que habitáramos mientras se terminaba la nueva vivienda; y ahora estoy muy feliz porque tengo la seguridad de que ya tengo casas para siempre”, asegura Josefa Orozco, unas de las 150 habitantes de la comunidad.

Históricamente el circuito sur aparece como el sitio más expuesto a los huracanes que azotaron Cienfuegos. Por eso, al construir las viviendas se pensó en soluciones resistentes.

Con paredes de bloques y cemento, techos de zinc fijados a la mampostería con vigas de hierro soldadas y atornilladas y carpintería de aluminio, las construcciones están diseñadas para soportar el azote de vientos huracanados.

La entrega de viviendas a todos los afectados en La Yaba, reduce a una la preocupación de los habitantes de la Yaba; un problema presente, incluso, durante la recuperación.

“El problema del agua nos golpeó cuando estábamos levantando las casas, teníamos que buscarla a poquitos, en pipas”, cuenta el delegado del Consejo Popular, Camilo Martínez, representante de los lugareños ante los órganos de gobierno, quien asegura que “ahora que las casas son habitables se nos aseguró que nos van a entregar materiales para fabricar un tanque que, al menos, nos resolverá el 50 por ciento del problema.”

En total, ochenta familias del Macizo guamuhaya cambian hoy la condición de damnificados por la de propietarios de sus hogares recién construidos.

Las acciones también se traducen aquí en espacios infantiles. En el Nicho, comunidad reconocida internacionalmente por su privilegiado entorno natural, que incluye impresionantes saltos de agua, la población infantil cuenta ahora con una sala de literatura; también la diversificación agrícola, con el propósito de autoabastecer la montaña y suministrar alimentos al llano.

El autor

Redacción Digital

Editor web de las Redacción Digital del Canal de televisión Perlavisión, de la ciudad cubana de Cienfuegos.

Notas relacionadas

Deja un comentario

Your email address will not be published. Required fields are marked *