Salario, denominador común

Salario, denominador común

Los recién finalizados encuentros sindicales, desarrollados en el país, como parte del proceso orgánico del XXI Congreso de la Central de Trabajadores de Cuba (CTC), tienen un denominador común; el tema salario.

Y es que el salario representa una variable relevante para la macroeconomía del país y de cada uno de los bolsillos de los trabajadores. Influye en el desarrollo del ser humano en interacción social; de su cantidad, dependen cuestiones como el consumo y la calidad de vida.

En Cuba las cifras salariales son bajas, aunque en los últimos años se ha percibido un ascenso de acuerdo a las diferentes actividades económicas y el desarrollo de cada provincia.

Según los últimos datos publicados en la Oficina Nacional de Estadísticas e Información, en Cienfuegos el salario medio mensual en 2017 era de 748 pesos.

En el sector empresarial esta cifra asciende por estos días a un promedio de 881 pesos, de acuerdo a datos a expuestos en la reciente conferencia provincial del sindicato.

Sin embargo, es una realidad que no alcanza para los procesos diarios. El nivel adquisitivo del peso cubano es ínfimo ante los precios actuales en los mercados minoristas.

Ello, conlleva a que no pocos busquen otras alternativas; la migración hacia países menos seguros pero con mejor remuneración salarial o el cambio del sector estatal al privado, muy frecuente con la apertura del trabajo por cuenta propia.

Entonces, aparece la pirámide laboral invertida; donde el salario no se conecta al nivel de calificación formal y encuentras un maestro sirviendo bebidas en un bar o un ingeniero manejando un taxi.

Varias reformas salariales han surgido en la marcha para palear las demandas laborales y hasta el momento no se logran respuestas  definitivas.

La actual Resolución No. 6, que define pagos por resultados en el sector empresarial muestra debilidades en tanto a que la aparición de múltiples trabas pueden llegar a deteriorar la relación utilidad-valor agregado.

¿Soluciones? Se buscan paso a paso. Las noticias del aumento de las pensiones a un millón 700 mil jubilados y a los asistenciados sociales, resulta un adelanto significativo para la economía familiar.

Por su parte; Ulises Guilarte de Nacimiento, secretario General de la Central de Trabajadores de Cuba, aseguró que ante las inconformidades de los obreros “la respuesta apunta a una reforma general del salario, donde se corrijan las deformaciones que durante todos estos años han intentado solucionar parcialmente la problemática salarial.”

Así, estamos en la víspera de que los perfeccionamientos cumplimenten los principios de distribución socialista reconocidos en la conceptualización del modelo económico cubano y que el salario, nos llegue a final de mes.

Si te gustó, esperamos tus comentarios en Facebook y tus RT en Twitter

Etiquetas:

El autor

Yanelis Pereira García

Licenciada en Periodismo. Periodista del Telecentro Perlavisión, en Cienfuegos.

Notas relacionadas

Deja un comentario

Your email address will not be published. Required fields are marked *