Seleccionadas Cienfuegos y Pinar del Río para implementar experiencia del cobro de impuestos por ociosidad de tierras agrícolas y forestales

Seleccionadas Cienfuegos y Pinar del Río para implementar experiencia del cobro de impuestos por ociosidad de tierras agrícolas y forestales

Cienfuegos y fueron las 2 provincias del país seleccionadas para iniciar este año la experiencia del cobro de impuestos por la ociosidad de tierras agrícolas y forestales.

En el territorio sureño las entidades implicadas en la tarea trabajan para concluir los procesos de diagnóstico y capacitación a finales del mes en curso.

Este cobro no se le exigirá solo a los usufructuarios individuales, también a las empresas estatales donde existan terrenos improductivos.

Según las últimas estadísticas  en Cienfuegos existen más de 13 mil hectáreas ociosas, fundamentalmente,  en los municipios de Cumanayagua, Abreus y Aguada de Pasajeros.

Desde que fue orientada la tarea, varias comisiones de trabajo recorren los terrenos, y dialogan con sus propietarios.

“Nosotros estamos queriendo cerrar el 30 de junio con el 100 % del diagnóstico. A partir de esa certificación es que vamos a proceder con la Oficina Nacional de Administración Tributaria (ONAT) para oficialmente puedan cobrar el nuevo impuesto”, asegura Yoan Sarduy Alonso, Delegado de la Agricultura en el territorio.

“Hemos capacitado a todos los municipios y nos hemos percatado que el sector estatal es el mayor comprometido con el impuesto”, aclara Yanina Guerra Acosta, Directora de la ONAT provincial.

Según directivos de la agricultura cerca de 9 mil  cienfuegueros deberán pagar el nuevo impuesto.

“Ha venido un tanto a despertar y a motivar a los productores morosos, porque entienden que si no explotan la tierra pueden perderla. No creo que haya habido rechazo, primero porque no son altas cuantías lo que hay que pagar, pero sí hay una identificación de la responsabilidad que tiene cada cual y lo que le corresponde hacer”, concluye Sarduy Alonso.

En  el territorio sureño se  prevé comenzar el  cobro  del impuesto  por la ociosidad de tierras agrícolas y forestales en el próximo mes de julio.

“Pagarían solo 5 meses, o sea de agosto hasta diciembre y tienen 60 días a partir de su certificación para realizar el pago”, acota la Directora de la ONAT provincial.

Esta experiencia que comenzará por Cienfuegos y Pinar del Río se extenderá, paulatinamente, a todas las provincias cubanas.

Si te gustó, esperamos tus comentarios en Facebook y tus RT en Twitter

El autor

Damaris Leyva Feijoo

Licenciada en Educación. Especialista en Dirección de Programas Informativos de la Televisión. Periodista de Perlavisión, en Cienfuegos.

Notas relacionadas

Deja un comentario

Your email address will not be published. Required fields are marked *