Una crónica por el Primero de Mayo

Una crónica por el Primero de Mayo

Este Primero de Mayo fue un día trascendental en la Perla del Sur. Trabajadores acompañados de sus familiares engalanaron las calles con colorido y unidad.

Hoy el amanecer cienfueguero fue diferente. Antes de que el sol iluminara nuestra singular geografía las calles se pintaban de pueblo. Pocos quedaron en casa y la unidad proletaria fue palpable.

Justo a las 7 y 30 de la mañana se ocupaba con orgullo el bloque donde a cada cual correspondía desfilar. Todos esperaron ansiosos el momento de pasar frente a la tribuna para ser creativos. Sería muy difícil determinar quienes fueron mejores porque impresionó el júbilo, la hermandad colectiva y el compromiso.

Es difícil para esta reportera expresar con palabras e imágenes lo que desde mi posición pude admirar. No importó el sol ni las 3 largas horas de marcha. Hubo cientos de detalles que lograron conmoverme.

Advertí respeto por nuestros héroes y mártires, encontré muchas veces la mirada de Fidel dentro de la multitud, vi a una juventud multiplicada, crecida entre vítores y banderas. Vi entre tantas cosas confianza en el presente y futuro de la Patria.

Si te gustó, esperamos tus comentarios en Facebook y tus RT en Twitter

El autor

Damaris Leyva Feijoo

Licenciada en Educación. Especialista en Dirección de Programas Informativos de la Televisión. Periodista de Perlavisión, en Cienfuegos.

Notas relacionadas

Deja un comentario

Your email address will not be published. Required fields are marked *